¿Qué es un mapa mental? ¿Para qué sirve y cómo se hace uno?

¿Sabías que los mapas mentales se convirtieron en un gran recurso para el estudio y el aprendizaje?

La mayoría de los estudiantes se saturan de información por la simple razón de no saber cómo condensarla y quedarse con lo importante.

Por eso en este artículo te explicaremos qué es un mapa mental y cómo se crea para que puedas ponerlo en práctica, y así trabajes tus ideas de una manera clara y concisa.

¿Qué es un mapa mental?

Estudiante dibujando mapa mental

Un mapa mental es un diagrama de aprendizaje que te sirve para representar conceptos e ideas que relacionan un tema en particular formando esquemas, los cuales ayudan a explicar el contenido formado por el tema en concreto.

O sea que de un concepto se desprenden otras ramas con conceptos similares al tema principal.

¿Y quién fue el que inventó los mapas mentales? El escritor Tony Buzan, cuyo principal objetivo era hacer una síntesis con la información para mantener las ideas clave, evitar la sobreinformación y agilizar el aprendizaje.

Características de un mapa mental

Para que tengas más en claro cómo es esta herramienta, te presentamos algunas características que suelen tener los mapas mentales:

  • El mapa mental está formado por pocas palabras.
  • El tema central se representa con una imagen o palabra en el medio.
  • A partir de ese tema central, se generan nuevas palabras que se relacionan con el tema.
  • Las palabras que tienen más importancia que otras, van en sentido horario (como las manecillas del reloj).
  • Hay líneas que relacionan la idea central con los subtemas.
  • Se utilizan colores, círculos, imágenes, etc. Esto es para marcar una diferencia y aclarar la relación entre las ideas.

Razones para usar un mapa mental

Hombre de negocios haciendo pulgar arriba

Si no estás 100% seguro de si un mapa mental te puede ser útil, te presentamos algunos de los principales beneficios:

Mejoran la memoria

Los mapas mentales utilizan colores e imágenes, que son mucho más fáciles de memorizar y recordar que la información en texto.

Además los mapas mentales te ayudan a vincular nueva información a tus conocimientos ya existentes.

Información de la estructura

Los mapas mentales son representaciones gráficas de información que comunica la relación entre conceptos e ideas individuales.

Por más que el tema central sea complejo, un mapa mental pone orden al asunto y te ayuda a entender el contexto general.

Promueven la creatividad

No suele haber muchas técnicas que logren activar la creatividad como los mapas mentales.

Los mapas mentales utilizan imágenes y palabras clave para crear nuevas asociaciones al cerebro, y esto hace que las puedas transcribir de una manera más rápida.

Facilitan la colaboración

Los mapas mentales tradicionales elaborados en simples hojas de papel son excelentes para desarrollar ideas individualmente.

Pero los mapas mentales hechos de forma online te permiten intercambiar ideas con otras personas y trazar planes en conjunto y en tiempo real, sin importar dónde se encuentren los participantes o qué dispositivo usen.

Cómo hacer un mapa mental

Si recuerdas las características que vimos hace un momento, sabes que un mapa mental está compuesto por la menor cantidad de palabras posible. Por eso debes identificar los conceptos que sean más importantes para ti.

Para que aprendas cómo hacer un mapa mental, sigue las siguientes recomendaciones:

  1. Pon la idea principal en el centro. Lo puedes hacer en palabras o acompañarlo con un dibujo que haga referencia al tema. Te recomiendo utilizar una imagen para su representación y acompañarlo con una palabra clave.
  2. Separa los conceptos importantes que surgen de la idea principal. Pueden ser tantos como consideres necesarios. Por ejemplo: el tema de este artículo es mapa mental y los subtemas pueden ser: ¿Qué es?, ¿Cuáles son sus características? y ¿Cómo hacer un mapa mental?
  3. Establece un orden jerárquico para las ideas. Las ideas se desarrollan en el sentido de las manecillas del reloj y de adentro hacia afuera. Ten en cuenta que mientras más alejada esté la idea del central, menor importancia tendrá dentro del mapa.
  4. Usa líneas para unir las palabras. Establece una relación entre el tema central y el resto de las palabras desarrolladas.
  5. Usa figuras para encerrar ideas destacadas. Pueden ser cuadrados u óvalos, y los puedes resaltar con colores, imágenes o algún otro elemento para diferenciarlos y entender la relación entre ellas.

Para facilitarte las cosas, aquí tienes un video con 7 reglas básicas para crear mapas mentales.

Sitios web para crear un mapa mental

Puedes hacer un excelente mapa mental creativo con los siguientes recursos:

  1. Goconqr: esta web te permite crear un mapa mental online. Puedes adjuntar elementos que incluyan notas, imágenes o enlaces a otro recurso, además de la posibilidad de poder imprimirlos o compartirlo con amigos.
  2. Mindmeister: te permite generar una lluvia de ideas, tomar notas y planear proyectos. No necesitas descargarlo, ya que es 100% online y te brinda acceso a los mapas mentales independientemente del sistema operativo que tengas (Windows, Mac OS o Linux).

Si quieres conocer más programas, puedes visitar el siguiente artículo.

Diferencias entre un mapa mental y un mapa conceptual

Si bien ambas herramientas tienen el mismo objetivo (mejorar el aprendizaje de forma gráfica y esquematizada), es importante entender en qué se diferencia un mapa mental de un mapa conceptual.

Estructura: un mapa mental parte de un tema central, donde las ideas se relacionan por medio de líneas. En los mapas conceptuales, los conceptos están vinculados por líneas interrumpidas por palabras (llamadas palabras de enlace).

Distribución de las ideas: en un mapa mental, las ideas no se plasman de forma cíclica. En los mapas conceptuales, las ideas clave siguen un orden secuencial.

Diseño: los mapas mentales emplean muchos colores. Los mapas conceptuales suelen ser más neutros, y emplean pocos colores.

Representaciones gráficas: los dibujos suelen considerar como elementos clave para hacer un mapa mental. En cambio, para hacer un mapa conceptual, se emplean palabras o conceptos breves, que se asocian para explicar el contenido.

Ejemplos de mapas mentales

A continuación, te compartiremos algunas imágenes con ejemplos de mapas mentales

Arbóreo

Ejemplo de mapa mental (arbóreo)
Se ubica al centro o en el tope el asunto central, y de él derivan las ideas secundarias. Cada idea está representada con un dibujo o símbolo. 

Circular

Ejemplo de mapa mental (circular)
En este mapa, los datos forman una especie de circuito alrededor del asunto central. La disposición circular de la información contribuye con una rápida y sencilla comprensión

De panal

Ejemplos de mapa mental (panal)
Este mapa es ideal para exponer muchas aristas sobre un tema y las conexiones que tienen entre ellas. En él, el asunto central y los temas de segundo y tercer orden se encierran en panales.

También te puede interesar ejemplos de mapas conceptuales.

¿Te has quedado con dudas? ¡Deja un comentario!

Si este artículo te dejó claro qué es un mapa mental y cómo se hace, entonces es hora de que pongas en práctica lo aprendido de esta herramienta para que consigas mejores resultados académicos.

Pero si es el caso contrario y tienes una pregunta o sugerencia, ¡anímate a comentar!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *